Breaking

jueves, 14 de marzo de 2019

“Mi aspiración, expresión de la base popular”


Hace cuatro años, después de una controvertida campaña a la gobernación, por la disputa del aval conservador con Esperanza Andrade, especulaciones sobre su real condición de salud y recibir ataques en redes sociales por el papel de la dirigencia huilense en la construcción de El Quimbo, Carlos Ramiro Chavarro perdió los comicios con Carlos Julio González, quien hábilmente se aprovechó de la división de los azules.
Posteriormente, fue nombrado presidente de Finagro, Fondo para el Financiamiento del Sector Agropecuario, donde, asegura, se aisló de la política para “cumplir una juiciosa y meritoria labor en la misión de atender, apoyar e impulsar el desarrollo rural y agroindustrial, además de buscar el mejoramiento continuo de las condiciones sociales y económicas del sector y la gente. Como lo reconocen distintos organismos y entidades”.
Luego, regresó poco tiempo al Congreso, al cierre del cuatrienio, a ocupar la curul del fallecido senador Fernando Tamayo, y entonces apoyar la elección presidencial de Iván Duque, dentro de la alianza del conservatismo con el Centro Democrático. 
Hoy, mucho más maduro, con más experiencia administrativa y gerencial, y “ganas de ganar para seguir sirviendo al Huila”, el ex representante y ex senador viene construyendo desde las bases una segunda aspiración a dirigir el Departamento, “que esta vez será la vencida”. 

Madurez y experiencia
¿Qué aprendió de la campaña pasada?
Fue un proceso muy enriquecedor. Me permitió consolidar un liderazgo regional desde la óptica ejecutiva, sumando a un juicioso ejercicio legislativo de 12 años en el Congreso. En las elecciones uninominales, como la gobernación, la gente vota porque le gusta el candidato, por la personalidad, el carisma, por la transparencia y porque le atraen sus propuestas. En ese escenario estamos hoy. 
Fue una campaña compleja…
Bastante, lastimosamente. Por eso, gracias a las experiencias del pasado hemos logrado iniciar esta nueva campaña con una mejor estructura política y una agenda más sólida en lo administrativo. Pero, repito, fue muy enriquecedora porque me ayudó a madurar bastante como persona, ser humano, dirigente político y líder comunitario.
Los congresistas Esperanza Andrade y Jaime Lozada y el hasta hace poco presidente del Partido, Hernán Andrade, se han declarado imparciales en el proceso de la encuesta para escoger candidato único entre usted, Jorge Fernando Perdomo y Héctor Aníbal Ramírez. Pero el comentario es que la Casa Andrade lo apoya. ¿Qué opina?
John Fredy, hay dos casas que me favorecen hoy. La casa de miles de familias huilenses que me están recibiendo en la primera fase de este diálogo ciudadano que venimos construyendo a lo largo y ancho del departamento, de manera silenciosa, en busca de socializar y llenar de legitimidad popular esta aspiración de la gente, para recibir el aval del pueblo. Y la semana que termina inicié una nueva fase de la campaña, resuelto el tema de la escogencia. La segunda casa que me favorece y me llena de alegría es mi casa, es mi esposa, mi familia, que vive en Neiva, Garzón, Gigante, Tarquí…No tengo favorecimiento de otra casa diferente, porque, distinto a otras expresiones, hemos construido está campaña por fuera del estamento y en solitario, claro, con el apoyo de la base huilense.
¿Por qué insistió en que el Directorio Nacional acelerara el mecanismo de elección interna de candidato?
Por varias razones, siempre pensando en la unidad del Partido, en prevenir divisiones y evitar la mala experiencia de hace cuatro años, cuando a pocos meses de las elecciones todavía no teníamos candidato único y en consecuencia perdimos las votaciones. Pero, además, la gente ya estaba cansada de la indefinición, aburrida de la discusión de la mecánica política, lo que quiere es escuchar propuestas y soluciones a sus problemas, y eso tenemos todas las ideas y maneras.
¿Le preocupa que el ganador de la encuesta se quede con el aval y los perdedores se marchen a otro lado?
Lo he dicho con total sinceridad, humildad, la mayor disposición y generosidad: mi interés es contribuir a concitar un proceso de unidad en torno a quien resulte seleccionado candidato único conservador.
No responderé ataques
Se sabe que ha recibido ataques de otros lugares y algunos amigos suyos han respondido. ¿Qué opina?  
Entiendo que por ir adelante en la favorabilidad de los huilenses recibiré diversos ataques y cuestionamientos sin fundamento. Por cada ataque responderé con propuestas y compromisos que beneficien directamente al pueblo. Y ese es el mensaje que deben cumplir quienes me apoyan y acompañan.
Uno de los reparos es que dicen que usted carece de experiencia administrativa para dirigir y administrar el Departamento. ¿Qué responde? 
Empiezo por la más reciente experiencia en la presidencia de Finagro, con indicadores que nos favorecen en la juiciosa labor cumplida. Logramos un hito histórico en materia de proyectos de financiamiento para el campo colombiano. En 2017 cerramos con $14.3 billones, cerca de $600 mil millones en el Huila, cuando comparativamente en 2016 la cifra fue de $9.6 billones y $300 mil millones, respectivamente. Logramos incluir nuevos eslabones en la cadena productiva piscícola, en el sector cafetero; incorporamos todos los incentivos para las granjas de bioseguridad para tener las certificaciones e incrementar las exportaciones en porcicultura, en avicultura. Con el apoyo de los gremios conseguimos certificar a la entidad como empresa familiarmente responsable. En mi periodo, dos años en la presidencia, conseguimos mantener la calificación Triple A de Standard & Poor's, una agencia de calificación de riesgo estadounidense en servicios financieros, de las más importantes del mundo; y conservamos calificación de 9 sobre 10 en la vigilancia de la Contraloría General de la República. Además, incrementamos las utilidades de la entidad, recursos que nos permitieron subsidiar la nueva línea de crédito ‘A toda Máquina’, que ha contribuido a que el país avance en la modernización de la maquinaria agrícola. Creamos la Línea de Municipios y Departamentos para que respondieran a los intereses de bienes públicos rurales como la construcción de centros de acopio, plantas de sacrificio, etc, como lo hizo la Alcaldía de Neiva con la compra de Maquinaria Amarilla para atender la red terciaria, las vías del campo. Es un ejemplo de que nuestro trabajo en Finagro nos da todos los argumentos y razones administrativas para gerencias de la mejor manera nuestro Departamento. Y, además, en los 12 años que estuve en el Congreso tuve la oportunidad de presidir la Comisión Tercera, que conoce de asuntos económicos y financieros; presidí la Comisión de Relaciones Internacionales, la Comisión de Acusaciones, fui vicepresidente del Senado de Colombia, liderando con total transparencia y eficiencia las tareas administrativas, ajeno a observaciones y escándalos. En resumen, estamos listos para gobernar el Huila, hacerlo renacer, en competitividad y productividad, con transparencia.
En sus declaraciones habla mucho de renacer, ¿qué quiere decir?
La vida, gracias a Dios, me ha dado la oportunidad de renacer como persona en todos los aspectos. Y cuando digo renacer, es revisar cosas del pasado, las acciones personales, las equivocaciones y defectos de cualquier ser humano. Todo eso nos sirve para fortalecernos y crecer, para recuperar la vigencia, la fuerza personal, la energía, los ánimos y la importancia para mis paisanos. Y le agrego: Estoy convencido de que el pueblo huilense necesita renacer en muchas formas, principalmente en cómo se viene trabajando en competitividad en nuestro departamento.
¿Hoy cuál es la relación con José Antonio Gómez Hermida?
Tenemos con mi esposa y mi familia una relación muy cercana de amistad que está por encima de cualquier escenario político.
Tatiana De Luque, además de esposa y madre del pequeño Santiago, es la mujer encargada de liderar los equipos de mujeres que trabajan con Chavarro.
Tatiana De Luque, además de esposa y madre del pequeño Santiago, es la mujer encargada de liderar los equipos de mujeres que trabajan con Chavarro. Con satisfacción destaca que hoy Carlos Ramiro está mucho más formado, maduro y preparado: “Está preparado para gobernar el Huila”, asegura y especialmente exalta “como desempeñó con resultados y transparencia la gerencia en Finagro”.
¿Cuál es su labor en la campaña?
Apoyar a Carlos Ramiro y atender nuestra familia. Y en la campaña me corresponde la parte social, conocer las necesidades de los adultos mayores, la población infantil, la tercera edad, madres adolescentes y demás, asuntos que son los más preponderantes de la población.
Se comenta que usted es una mujer distante del Huila. ¿Qué dice?
En contienda electoral, se dice de todo y los opositores rumoran cualquier cantidad de cosas para buscar desprestigiar y hacer daño. Con tranquilidad les digo a los huilenses que no es cierto. Llevo casi 16 años felizmente casada con Carlos Ramiro, siempre presente acompañándolo en el departamento. Hemos recorrido varias veces los 37 municipios del Huila en campañas y correrías, visitando los amigos, conociendo personas. Como mujer trabajadora, generosa, alegre y hospitalaria me siento muy huilense.
¿Qué admira de Carlos Ramiro?
Carlos Ramiro es un ser humano transparente, entretenido, un dirigente valioso, con una capacidad intelectual muy grande, pero no deja de ser sencillo y bueno. Siempre he sido consciente del hombre con el que me casé y sé de las cualidades que tiene para ser gobernador del Huila.

No hay comentarios:

Publicar un comentario